Premios 20 blogs

viernes, 10 de diciembre de 2010

Operación Galgo, último ataque para acabar con el dopaje


Cuando se te cae un mito, por el cuerpo sientes un malestar increíble, y si ese mito es alguien al que siempre has identificado como un gran atleta, una campeona, alguien con una capacidad de sufrimiento increíble y con un gran espíritu de superación. Entonces apaga y vámonos, lo de Marta Domínguez y su supuesta implicación en la operación Galgo.
Me ha dejado entre estupefacto y dolido. Dolido porque aunque no se haya dopado, ni haya dado positivo, si se confirmase su implicación en la trama a modo de camella, me daría tal coraje que la sanción que le cayese sería poco de estar en mis manos.

La RFEA ha tardado nada en rescindir temporalmente el cargo de la palentina, que actuaba como vicepresidenta, Marca muy centrado en el caso pone en tela de juicio unas palabras de hace un año de la atleta en la que no condena el dopaje… pasa de puntillas sobre él.
Vaya palo señores, embarazada de 4 meses, concejala de deportes por el PP de Palencia, campeona del mundo de los 3000 obstáculos, y liberada con cargos de la Operación Galgo, una de las mayores operaciones contra el dopaje en nuestro país, luego aguantemos comentarios de que no jugamos limpio.
Al menos entramos a sancionar o investigar a los supuestos infractores de la ley antidopaje.
El antiguo entrenador de Marta, ya apuntaba que su actual Cesar perez, era conocido como el Camello de la Blume, y que ante la fama que le precedía se negó a colaborar en los entrenamientos de Marta al cambiarse en los 3000 obstáculos. Finalmente rompió relaciones con su pupila de toda la vida. No es que ahora vayamos a hacer leña del árbol caído pero esto pinta muy mal.
Mal porque un sinvergüenza como el tal Eufemiano Fuentes ha vuelto a saltar a la palestra, tras la operación puerto ahora esto, lo que no entiendo que hace este hombre por ahí pululando y por qué no cumple condena tras dañar y seguir dañando a la salud pública a base de dopar y dopar deportistas de elite, espero que esta operación acabe con la extirpación de los culpables y que podamos al fin decir que nuestro deporte es limpio, de lo contrario la sombra de la sospecha siempre caerá sobre los nuestros.

3 comentarios:

  1. Sonará ventajista y de iluminado decir esto en estos momentos, pero esta chica siempre me dio mala espina y no sabía por qué.

    Lo de Paquillo en su día sí que me dejó a cuadros, pero en el sector femenino me caen mejor otras atletas como María Vasco.

    No sé si influirá en que esta deportista haya sido homenajeada por nuestros "queridos" amigos del Real Madrid debido a sus triunfos deportivos (no lo puedo remediar jeje), pero vamos, que a mi plin.

    Más decepción que la que me supuso su pifia en los JJOO de Pekín no me la ha supuesto este escándalo.

    Que dirima la justicia que para eso esta. Yo no voy a juzgar a nadie, pero Marta nunca fue santo de mi devoción, aunque repito que quizás hacer este comentario ahora sea muy ventajista, pero así lo he sentido siempre.

    Un abrazo Jairo!

    ResponderEliminar
  2. Abacab a mi me gusta marta pero en fin cosas como estas te rompen los esquemas, a ver que pasa que aunque no se dope si lo fomenta es lo mismo o peor si cabe.

    ResponderEliminar
  3. A mi, al igual que a Abacab, tampoco me dio buena espina Marta e incluso recuerdo haber dicho de coña a mi padre que seguro que se dopaba.
    Si la justicia dice que en realidad es culpable, con ella y con los demás, tolerancia cero.

    ResponderEliminar